Galletas de jengibre o Gingerbread cookies, ¡no queda nada!

diciembre 23, 2019

¿A quién le encantan las galletas de jengibre o gingerbread cookies? ¡A mí! Soy un fan absoluto de estas galletas que hoy os traigo... y es que, como amante que soy de la canela, estas galletas las hago todas las Navidades en casa. He actualizado una receta que ya tenía y ahora comparto con vosotros esta versión mejorada de estas famosas galletas para que vosotros también las hagáis en Navidad. ¡Disfrutadlas!



Las galletas de jengibre o gingerbread cookies con forma de muñeco son las más reconocidas en estas fechas. Me apetecía mucho hacerlas, aunque fuera de forma simple, porque me encantan. Me encanta el personaje de El Hombre de Jengibre en Shrek y siempre he querido hacerlas de ese estilo, aunque ese esté más currado, la verdad. Sin embargo, creo que me han quedado resultonas y con un toque divertido.


De las que sí que estoy más orgulloso es de los pinos de Navidad. Los he decorado con unos patrones más elegantes y me encanta cómo han quedado. Eso sí, llevan más trabajo que los otros, hay que reconocerlo... ¡Pero quedan tan bonitos!

Espero que os gusten estas galletas de jengibre o gingerbread cookies que os traigo y la forma de decorarlas: unas más sencillas, otras más laboriosas... pero las dos formas son fantásticas para estos días de Navidad, ¿no os parece?


¿Hay alguna galleta más famosa que las Galletas de Jengibre o Gingerbread Cookies en Navidad? ¡Lo dudo! Por eso no quería pasar la oportunidad de compartir esta famosa receta con vosotros... ¡Os va a encantar!


Las galletas de jengibre o gingerbread cookies son un must en estas fechas y me encanta hacerlas siempre que puedo. La receta es muy sencilla, como veréis, y es perfecta para hacerla con los más pequeños, que disfrutarán mucho haciendo galletas y decorándolas... no esperéis que dominen la técnica, pero los tendréis un rato entretenidos, que muchas veces es lo que cuenta... ¡Disfrutadlas!

GALLETAS DE JENGIBRE O GINGERBREAD COOKIES
Dificultad: Fácil
Horneado: 12 mins
Tiempo: 40 mins (aprox) 
Temporada: Invierno, Navidad
Raciones: 30 galletas
Etiquetas: Galletas
Trotamundos: EEUU y Canadá
INGREDIENTES
Para las galletas
200 gr de azúcar moreno
250 gr de mantequilla a temperatura ambiente
Dos huevos
550 gr de harina
Una cucharadita de vainilla en pasta
Un cucharadita y media de canela
Media cucharadita de jengibre en polvo
Media cucharadita de clavo molido
Media cucharadita de cardamomo molido
Un cuarto de cucharadita de nuez moscada

Para la glasa
Una clara
200 gr de azúcar glacé
Extracto de vanilla sin color
Una pizca de tremor tártaro

CÓMO SE HACE
- Comenzamos con la masa de galleta. Mezclamos la mantequilla con el azúcar moreno hasta que esté todo bien homogéneo.

- Añadimos los huevos y la vainilla y batimos bien hasta que se integren.

- Tamizamos la harina con la mezcla de especias y amasamos bien hasta que consigamos una masa que no se quede pegada a las manos. Si vemos que se nos queda muy pegajosa añadimos pequeñas cantidades de harina, no mucha.

- Estiramos la masa con un rodillo, sobre una superficie ligeramente enharinada, dejándola con el grosor deseado.

- La metemos en el frigorífico. Lo mejor es dejarlas de un día para otro para que la masa se aromatice bien.

- Sacamos al día siguiente y vamos cortando con cortadores para galleta. Yo he usado forma de pino y de muñeco de jengibre... También hice algunas estrellas, pero nos las comimos antes de decorarlas...

- Vamos colocándolas en la bandeja de horno, previamente forrada con papel de horno. Dejamos uno o dos cm de separación entre las galletas, crecen ligeramente en el horno.

- Metemos en el frigorífico al menos media hora.

- Precalentamos el horno a 170ºC.

- Sacamos una bandeja y horneamos durante 12-15 minutos, hasta que veamos que se doran ligeramente los bordes. Saldrán blandas, pero cogerán consistencia conforme se vayan enfriando.

- Dejamos enfriar en la bandeja durante cinco minutos y traspasamos a una rejilla para que se acaben de enfriar.

- Horneamos todas las bandejas que tengamos. Dejamos enfriar.

- Ahora toca preparar la glasa. Para ello pondremos en un bol la clara de huevo con el azúcar glacé tamizado y mezclaremos bien con una batidora.

- Cuando hayan cogido consistencia añadimos el crémor tártaro y la vainilla. Batimos bien hasta que la mezcla adquiera la consistencia de la pasta de dientes.

- Si no lo conseguimos añadimos un poco más de azúcar glacé, pero sin pasarnos.

- Cuando lo tengamos, ponemos la glasa en una manga pastelera con una boquilla pequeña circular (yo he usado la nº2 de Wilton). Con ella vamos a ir dibujando los dibujos encima de nuestras galletas. ¡Dejad volar la creatividad!

- Dejamos secar bien. La glasa se endurecerá al cabo de varios minutos, pero es recomendable dejarla varias horas, para que esté totalmente consistente.



¡A disfrutar!

TRUCOS Y CONSEJOS
Podemos añadir algún fruto seco picado a la masa, seguro que queda deliciosa.
Se puede teñir con colorante alimentario en gel la glasa y así decorar con colores. ¡Que viva la imaginación! Esto le encantará a los más pequeños.

Puede que también te guste...

0 comentarios


JALEO EN LA COCINA



¡Muchas gracias por la visita!

Cualquier duda que tengas, házmela llegar a través de los comentarios, redes sociales o por email, ¡estaré encantado de solucionarlas! ¡Te veo pronto cocinando por aquí!

Email:
jaleoenlacocina@gmail.com

SÍGUENOS EN FACEBOOK

RECIENTES