Otra clásica en casa: garbanzos en fritada

enero 31, 2014

Como ya sabéis, de vez en cuando me gusta incluir alguna receta clásica de las que como en mi casa. Hoy toca una receta de legumbres, un primera plato perfecto que sé que os va a gustar si sois amantes de esta legumbre: garbanzos en fritada.



La fritada es el típico acompañamiento que en mi casa lo utilizamos con lo que sea: arroz, legumbres, atún... Nos vale para todo, para acabar con la "sosedad" que caracteriza a algunos alimentos. Yo soy de los que soy prácticamente incapaz de comerme una pechuga de pollo sola o unos macarrones solo con tomate. No puedo. Es superior a mí.


Creo que hay mil y una combinaciones diferentes con las que hacer el plato mucho más atractivo. No solo me refiero a lo más básico, como puede ser el tomate o las patatas, sino a especias, cremas, salsas o verduras, acompañamientos que le dan un punto especial al plato y que nos alejan de las costumbres más básicas.


El problema muchas veces es el tiempo, la lucha contra el reloj por cocinar cuanto antes y comer en dos minutos. Es un problema que estamos viviendo y que es horrible. Deberíamos dedicar un poco más de tiempo a la comida y a su elaboración, siempre que podamos, ya que podemos conseguir platos mucho más equilibrados. ¡Huyamos de la cocina express del día a día! Y más aún de los platos precocinados, considero que de vez en cuando no pasa nada, pero no centremos nuestra alimentación en estos preparados.


Y ojo, no quiero decir que yo me pegue todos los días tres horas en la cocina. No, nada de eso. Pero dedicar al menos media hora a pensar y elaborar la comida, ¡que no es tanto! Dedicando algo de tiempo nos van a salir platos mucho más ricos y con los que poder variar semana a semana, sin darnos la impresión de que comemos siempre lo mismo. Os lo aseguro.


Y después de este discurso-meeting prococinemos-todos-en-casa os dejo con la receta. ¡Disfrutadla!



Garbanzos en fritada

Dificultad: Fácil
Raciones: 4 personas
Etiqueta: Primer plato



          400 gr de garbanzos
          Sal
          300 ml de tomate frito
          Dos pimientos verdes
          3/4 de cebolla



- Para empezar, ponemos los garbanzos en remojo durante al menos 10 horas a temperatura ambiente, aunque lo recomendado es hacerlo durante 12 (siempre dependerá de los garbanzos). Podemos dejarlos a remojo en la nevera, pero deben estar el doble de tiempo. Hay que tapar el recipiente donde los hayamos puesto.

- Colamos bien los garbanzos y ponemos agua a calentar en una olla a presión.

- Cuando el agua esté caliente, a punto de hervir, añadimos los garbanzos y una pizca de sal. Tapamos.

- Cuando empiece a silbar, bajamos el fuego (yo he pasado de 9 a 7 teniendo en cuenta que el máximo es 9).

- El tiempo de cocción es diferente según el tipo de garbanzo. En los paquete suele poner el tiempo preferente. La media está en 45 minutos.

- Abrimos la olla cuando ya no haya presión en el interior. Comprobamos si los garbanzos están bien hechos y si no los dejamos cociéndose un poco más.

- Los escurrimos bien y los reservamos mientras preparamos la fritada.

- Cortamos y picamos bien la cebolla, en trozos no muy grandes.

- Cortamos el pimiento en tacos rectangulares, no muy grandes, pero que no sean invisibles.

- Ponemos un chorrito de aceite en una sartén y lo calentamos. Cuando esté caliente añadimos la cebolla.

- Freímos hasta que empiece a transparentar. Entonces añadimos el pimiento. Freímos todo junto durante 10 minutos, más o menos, bajando la intensidad del fuego.

- Añadimos el tomate frito y dejamos que se cueza todo bien durante treinta minutos.

- Pasado ese tiempo, incorporamos la fritada a los garbanzos. Revolvemos bien para que esté todo bien mezclado.

- Servimos en caliente.




¡A disfrutar!


Puede que también te guste...

15 comentarios

  1. ¡Que buena pinta tiene esto! Apuntado queda
    ¡Gracias!

    ResponderEliminar
  2. Me comería un tazón de esoss encantada, con lo que me gustan los garbanzos.
    Besitos

    ResponderEliminar
  3. Esse grão de bico está tão apetitoso e caldoso que sugestão mais deliciosa e cheia de bom aspecto.

    Beijinhos

    ResponderEliminar
  4. ¡Menuda pinta que tienen! Yo precisamente he comido ropa vieja con unos garbanzos que nos sobraron hace unos días, pero si llego a ver antes esta receta la preparo sin dudarlo un momento.
    Me la guardo para hacerla otro día.

    Mis recetas de cocina

    ResponderEliminar
  5. Me encanta la receta. Tiene una pinta fantástica.
    Cuando me sobren garbanzos del cocido lo voy a hacer.
    Gracias por compartir.
    Besos

    ResponderEliminar
  6. Muy apetecible ese plato de garbanzos, de hecho, los garbanzos son las únicas legumbres que me gustan y las presentas de maravilla en esta receta. Y totalmente de acuerdo con lo de las comidas express y el ritmo de vida que llevamos, pero a veces es muy díficil sacar tiempo para cocinar platos elaborados.
    Besos!

    ResponderEliminar
  7. ¡Menuda pinta! Y eso que no soy muy amante de los garbanzos... pero es que con este plato imposible resistirse.

    Un saludo,
    http://cocinaconann.blogspot.com.es

    ResponderEliminar
  8. Lo primero, vaya fotazas!!! Haces que unos garbanzos luzcan así de bonitos!!! Y te doy toda la razón, ojalá dedicasemos más tiempo a la cocina... Es algo fundamental y primordial del día a día, pero este rollo de vida frenética nos lleva por el mal camino!

    Voy a animarme a preparar estos garbanzos, me ha gustado mucho la receta es rápida y seguro que deliciosa. Un besote!

    ResponderEliminar
  9. Iñaki, pues en casa comemos bastante legumbre, pero en fritada nunca, ésta se la añadimos a pasta, a arroz, etc. Así que cuando la he visto, me ha resultado original, creo que la probaré porque tiene una pinta estupenda, además rápida.Yo también valoro lo de "invertir" un poco de tiempo en cocinar, si no, es todo muy aburrido. Las fotos son impresionantes. Gracias por la propuesta. Un besico y feliz domingo.

    ResponderEliminar
  10. Fácil, rico y sano, ¿que mas se puede pedir?, bueno y las fotos muy chulas claro. Besos

    ResponderEliminar
  11. Qué colorcito y qué deliciosa presentación. Imposible no desear meter cucharita, qué maravilla!!!

    ResponderEliminar
  12. Que pinta tan rica, me la anoto para hacerla ya que me encantan los garbanzos.

    Felicitarte por tu blog me ha encantado sobre todo la fotografía una pasada.
    Un besazo

    ResponderEliminar
  13. Para comer bien hay que dedicarle media hora en cada comida principal a alimentarnos. Si son 3 comidas son una hora y medio. Y si dedicamos media hora a pensar la comida y elaborarla, son otra hora y media. Son 3 horas al día mínimo que hay que dedicar a alimentarnos. Para mi eso es imposible, no consigo cuadrar las cuentas....

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajaja tranquila!! No hace falta hacerlo así todos los días... al final es normal que por horarios no nos dé la vida... :D

      Eliminar

¡Gracias por aportar algo nuevo al blog!

- SÍGUEME EN INSTAGRAM @JALEOENLACOCINA -

JALEO EN LA COCINA

¡Muchas gracias por la visita!

Cualquier duda que tengas, házmela llegar a través de los comentarios, redes sociales o por email, ¡estaré encantado de solucionarlas! ¡Te veo pronto cocinando por aquí!

Email:
jaleoenlacocina@gmail.com

SÍGUENOS EN FACEBOOK

RECIENTES